Sistemas SATE: ¿Qué son y qué ventajas ofrecen?

Debido a la creciente tendencia a situar el ahorro energético en el lugar que se merece, están implementándose, cada vez con más fuerza, los Sistemas SATE (Sistemas de Aislamiento Térmico por el Exterior).
No son la única medida para incrementar el factor energético de una vivienda, pero sí una de la más importantes; ya que se realiza en su exterior, pero afecta a todo su interior.

Sistemas SATE. Qué son y qué ventajas ofrecen.
Instalación de SATE

Ventajas que ofrece la instalación de sistemas SATE

Aparte de la mencionada capacidad de los sistemas SATE para influir sobre la la eficiencia energética de todo el interior de la vivienda o edificio, existen ventajas decisivas y que enumeramos a continuación:

  • Acabado

Los modernos paneles constan de un revestimiento que aportan una estética novedosa y un acabado perfecto a la fachada reformada del edificio.

  • Equilibrio y estabilidad térmica

Los SATE son sistemas contínuos que basan su eficiencia en la ruptura de todos los puentes térmicos externos, incluyendo los estructurales; de manera que queden aisladas todas aquellas zonas conductoras del frío, por supuesto, pero también del calor.
Y además de regularse la pérdida de calor y la entrada de frío, el aislamiento térmico de los sistemas SATE impiden también la formación de humedades y un exceso de la humidificación ambiental.

  • Espacio

La instalación de sistemas SATE no requierere de nuevo espacio que ocupar; ya se trate de rehabilitar una vivienda vieja, como su implementación en obra nueva.

  • Molestias

Al realizarse en el exterior, los trabajos de instalación de los sistemas SATE no estorban nuestro quehacer cotidiano en el interior de la vivienda.

  • Rápidez en su instalación

Los sistemas SATE se implementan en un corto período de tiempo.

  • Cuidado del medio ambiente

Los sistemas SATE son limpios y respetuosos con el medio ambiente, no produciendo residuos contaminantes ni tóxicos.

Reforzando aislamiento de fachada con placas cerámicas
Aislamiento con placas cerámicas

Requisitos para la instalación de sistemas SATE:

La instalación de un sistema SATE conlleva aparejadas una serie de normas dirigidas a aglutinar una serie de acciones de la forma más sinérgica posible, de manera que se obtenga la mayor eficiencia energética para los medios con los que se cuenta.
En este sentido, podemos concebir SATE como un sistema integral en el que la ejecución de todas sus fases de implementación guardan estrecha relación y se complementan unas con otras.
Básicamente podemos reducir a dos los factores u objetivos principales que deben maximizarse con la instalación de un sistema SATE:

  • Optimizan la inercia térmica.
  • Supresión de la mayor cantidad posible de puentes térmicos.

Por lo demás, los materiales utilizados en la instalación de sistemas SATE, deben venir acreditados con su correspondiente Documento de Idoneidad Técnica Europeo.

Fases de instalación de los sistemas SATE


La instalación de un sistema SATE puede reducirse a tres fases fundamentales:

  • Sujección del aislante
  • Anclaje
  • Revestimiento

Sin embargo, a la hora de la verdad, cada situación y cada edificio es diferente, por lo que, a pesar de estas tres concepciones básicas, existen muchas variables y factores a tener en cuenta que pueden cambiar. No en vano podemos decir que la experiencia es un grado; con mayor razón, si cabe, en este sentido.

Es justamente la experiencia, además de la preparación adecuada, la que permite adaptarse de la manera más idónea a cada caso, aplicando las normas y realizando las distintas fases del proceso en función del mismo.

Tanto si se trata de la realización de una obra nueva como si lo que se pretende es reformar o rehabilitar un edificio, se toman en cuenta factores como la estabilidad del mismo, la resistencia de su estructura y materiales, puntos delicados, planimetría, organización y limpieza del escombrado, etc.

También se prepara y aplica un tratamiento anterior a la colocación del aislante, de forma que este se adhiera perfectamente en toda su superficie. Dicho tratamiento puede requerir la eliminación de protuberancias, restos de pintura, taponado de grietas, regulación de superficie con revoco, etc.

Placa de aislante térmico formado por varias capas.
Aislante térmico de varias capas


Materiales en la utilización de sistemas SATE

Los materiales que se utilizan para la aplicación de los diferentes sistemas SATE varían mucho:
Desde placas de Poliestireno extruido, pasando por paneles prefabricados de hormigón, hasta ladrillo cerámico panelado, dependiendo, evidentemente, del tipo de edificio, de la superficie a aislar y de los requerimientos deseados y que mejor se adapten a cada situación en concreto.

Reforma de fachada con aislamiento térmico (SATE) de mineral de roca.
Aplicaciones de mineral de roca como aislante

Pídenos información gratuita y te daremos presupuesto para la implementación de SATE en la fachada de tu vivienda, sin compromiso algunos por tu parte.

Quizás también pueda interesarte:

Pintura térmica: Qué es y para qué sirve

Pintura térmica: Qué es y para qué sirve

¿Te interesa potenciar el aislamiento térmico de tu casa sin necesidad de reformarla? Si es así, la pintura térmica es una de las opciones más eficaces y rentables a la hora de preservar el calor de nuestro hogar o protegernos del mismo en verano.
Se trata de un gran avance tecnológico, que aumenta nuestra calidad de vida.

Pintura térmica

¿Funciona de verdad la pintura térmica?

Pues sí, bien utilizada, la pintura térmica funciona sin lugar a dudas. Además tiene múltiples ventajas, además de conservar el calor de nuestro hogar en verano y protegernos del mismo en invierno.

Ventajas de la pintura térmica:

La pintura térmica antimoho, de manera que evita que aparezcan hongos y bacterias en las superficies donde se aplica gracias a sus cualidades para evitar que se forme la humedad.
Por otro lado, la pintura térmica es ecológica, pues incrementa de manera considerable el aislamiento de nuestra vivienda, sin necesidad de reducir su espacio. Y no sólo eso, dicho aislamiento nos protege de la contaminación acústica proveniente del exterior, reduciendo la entrada de ruido de manera notable.

Su alta resistencia térmica, y sus cualidades anti humedad, ignífugas e impermeables la convierten en un producto ideal para su aplicación en locales comerciales y en la industria, cuya actividad produce un mayor desgaste y deterioro de las superficies, siendo muy recomendable su aplicación en paredes y tejados; pues alarga su vida media y ayuda ostensiblemente a su correcta conservación.

¿Qué es exactamente la pintura térmica?

La pintura térmica es un compuesto químico que está formado por una serie de “micro burbujas” de tipo cerámico que contienen aire en su interior. Estas micro burbujas son las encargadas de romper el puente térmico y acústico, evitando que el calor y el ruido no puedan atravesar sus capas (por eso es importante aplicar varias -entre tres y cuatro-).

¿Cuáles son las cualidades de la pintura térmica?

Ya hemos mencionado las ventajas y beneficios que proporciona el uso de pintura térmica, pero podemos sintetizar en dos sus propiedades esenciales:

  • Preservar el calor de la vivienda en invierno, reduciendo hasta un 30% o un 40% el consumo energético.
  • Mantenerla fresca en verano; creando una barrera térmica exterior que impide que buena parte del calor originado por los rayos del sol penetre dentro de la casa.

¿Es efectiva la pintura térmica?

No siempre la pintura térmica es efectiva. Si se aplica directamente sobre superficies húmedas o que contengan hongos, suciedad o grietas, sin haber limpiado antes la superficie, no conseguiremos la rotura del puente térmico. Se hace imprescindible lucir y sanear antes de aplicar la pintura térmica.
Tampoco funcionará si:

  • La utilizamos como sustituto de otros materiales fundamentales que sirven de barrera térmica (lana, madera…).
  • Si pintamos por dentro de la casa con la intención de proteger del calor estival, en lugar de hacerlo por fuera.
  • Si pintamos por fuera de la casa con la intención de protegerla del frío, en lugar de hacerlo por dentro.
  • Si no se aplica la medida correcta de pintura ( 1 litro por metro cuadrado). Tengamos en cuenta que son necesarias varias capas para que surta el efecto deseado.

¿Cómo se aplica?

Al estar formada por micro esferas, la pintura térmica debe aplicarse de manera que quede una capa uniforme, utilizando para ello la brocha o el rodillo. No debe rociarse con pistola.

¿Es el mismo tipo de pintura térmica la que se aplica fuera que dentro de la vivienda?

Prácticamente es la misma, si bien fuera suele aplicarse un modelo un poco más fuerte, que forma un mayor grosor y tiene algo más de capacidad impermeable, que aguanta mejor las inclemencias del tiempo.

Tipos de pintura térmica

Existen varios tipos de pintura térmica en función de nuestras necesidades: Pintura cerámica, cerámica líquida… ; aunque básicamente estemos hablando del mismo compuesto químico.


Ahora bien, dependiendo de la parte de la vivienda que vamos a pintar, podemos aplicar uno u otro de los siguientes:

Pintura térmica aplicada con rodillo

Como vemos la pintura térmica se fabrica modo y manera que podamos sacarle el mejor partido; tanto si de proteger nuestra vivienda de las inclemencias del tiempo se trata, como si deseamos preservar al máximo el calor dentro de la misma; con el consiguiente ahorro y mayor eficiencia energética que su uso conlleva.

También puede interesarte nuestro artículo sobre doble acristalamiento